Testigo clave del homicidio del recluso en la cárcel Las Mercedes, de Montería, tuvo que ser trasladado a Cartagena - La costeña 107.0 Montería | Tucostena.com

Breaking

sábado, 30 de abril de 2022

Testigo clave del homicidio del recluso en la cárcel Las Mercedes, de Montería, tuvo que ser trasladado a Cartagena



En la tarde de este viernes 29 de abril, familiares de Manuel Martínez Meza, el recluso que fue asesinado con arma blanca, presuntamente por otro preso en la cárcel Las Mercedes de Montería se encontraban en las instalaciones de medicina legal de la capital cordobesa realizando los trámites pertinentes para trasladar el cuerpo hasta Barranquilla.


En medio del dolor por la pérdida  de su ser que querido la tía de la víctima relató que: “el amigo de Manuel, un joven que llaman Ever, fue testigo del asesinato de mi sobrino justo cuando ya mi familiar venía de ser atendido por personal médico de la cárcel, y por temor a que corriera la misma suerte, este fue trasladado a una cárcel en Cartagena”. 


“Y es que hace unas semanas, junto a Ever, Manuel fue víctima de otros compañeros que les dieron una ‘paliza’ durante toda una noche, que los dejó heridos, por eso Manuel tenía los brazos inmovilizados”, dijo una tía del occiso, de quien no revelamos su identidad por seguridad.


La mujer continuó diciendo que “Ever relató que cuando ya Manuel iba llegando a su celda fue atacado por su verdugo y quedó tendido en el piso en medio de un charco de sangre”.  Luego de conocer esta versión, familiares de Martínez Meza se preguntan por qué lo dejaron regresar solo a su celda, más en las condiciones en las que estaba.


El cuerpo de Martínez, fue trasladado ayer a la capital del Atlántico, luego de que su familia llegó a Montería a realizar los trámites. Los Martínez son una familia humilde de la Urbanización La Playa de Barranquilla, que está consternada por este hecho que, dicen, se pudo evitar si su familiar hubiera sido trasladado cuando se dio el primer percance con Yosimar Villegas Sierra, el preso señalado de propinarle la puñalada mortal.