Piden aplazar las elecciones de curules de paz - La costeña 107.0 Montería | Tucostena.com

Breaking

lunes, 7 de marzo de 2022

Piden aplazar las elecciones de curules de paz



A través de una carta varios candidatos de La Guajira y Magdalena, entre los que se encuentran Patricia Obregón, Elvia Jiménez, Luis Fernando Lara, William Ruiz, Carlos Raigoza, Juan Ariel Hinojosa, Judith del Socorro Fonseca, Dulfai Gutiérrez y Yamil Silva le solicitaron al Consejo Nacional Electoral y a la Registraduría, aplazar las elecciones especiales, pues sienten que no existen garantías políticas, electorales, ni de seguridad para que los candidatos y candidatas víctimas participen en este proceso electoral.


“En nombre de las distintas organizaciones sociales, campesinas y culturales vemos candidaturas viciadas por conflictos de intereses, generados por vínculos de consanguinidad en primer grado con reconocidos victimarios y otras afinidades con el paramilitarismo protagonista del conflicto”, indicaron.


En el documento, además, se puede leer que “faltan garantías en materia de seguridad de los candidatos y candidatas por parte de la Unidad Nacional de Protección, UNP, al exigirnos asumir las obligaciones económicas en lo relacionado a alojamiento, transporte y alimentación de los esquemas de seguridad.


Es algo que nos pone en desventaja, incluyendo los casos recientes de constreñimiento de los grupos armados al margen de la ley que permanecen en los territorios priorizados de la circunscripción, impidiéndonos el derecho a la libre movilización y desarrollo de nuestras campañas”.


Encadenados

Entre tanto, en el Cesar, 12 candidatos a las curules de paz por la circunscripción especial de ese departamento estuvieron más de 72 horas encadenados afuera de las oficinas de la Registraduría en Valledupar, según ellos, porque se sienten utilizados.


“Nos instrumentalizaron, nos utilizaron para pretender justificar que se están cumpliendo los Acuerdos de Paz y que se está cumpliendo con la participación política de los campesinos y víctimas del conflicto, pero es mentira”, manifestó Luis Fernando Lara, candidato a la Cámara por la Circunscripción Especial para la Paz número 12.


Según los protestantes, el proceso está conducido para beneficiar a las estructuras políticas del Cesar.


“Vemos cómo estos antiguos clanes han hecho un despliegue logístico publicitario pretendiendo recuperar un poco el poder que ha perdido en el departamento. Así también tenemos al hijo de ‘Jorge 40’ haciendo campaña, creyéndose más víctima que todas las víctimas. Yo creo que aquí se ha ido tergiversando el sentido y el espíritu de lo que son las circunscripciones transitorias de paz”, narraron.


Además, los candidatos encadenados también reclamaron porque no les han girado el recurso económico prometido para financiar su campaña, por lo que piden que se aplacen estas elecciones hasta que estén dadas las condiciones.


“Esa es la petición central, que se aplace el debate electoral, porque no contamos con las mínimas garantías y hay territorios donde no podemos entrar. También el Acuerdo de Paz comprometía a las instituciones para que nos brindaran las herramientas necesarias para nosotros participar en el debate”, criticaron.


Alertas


Según lo revelado en el quinto informe de la MOE, en cuanto a los liderazgos sociales, la segunda circunscripción más afectada por hechos violentos contra líderes indígenas fue la de Magdalena-Guajira-Cesar con 13 hechos violentos, el 38,5 % de ellos contra líderes de víctimas.


“En ese sentido se dio un aumento de 650 % en las agresiones respecto a 2017. Cabe señalar que la situación de los líderes políticos en esta región resulta alarmante, teniendo en cuenta que fueron objeto del 47 % del total de afectaciones”, reveló la MOE.


Por otro lado, la organización se mostró alarmada por el caso de La Guajira, que, además de registrar una cantidad significativa de afectaciones (14), es el departamento del país con el mayor incremento en los hechos de violencia con respecto al 2017.


Por otro lado, Magdalena y Putumayo se posicionaron como los departamentos con el mayor aumento en los asesinatos frente al 2017 (de 100 %).