Unos 300 caninos rescatados en Montería podrían volver a las calles - La costeña 107.0 Montería | Tucostena.com

Breaking

jueves, 30 de diciembre de 2021

Unos 300 caninos rescatados en Montería podrían volver a las calles


Más de 300 perros y gatos que habían sido rescatados de las calles de Montería están a punto de ser desalojados del albergue en el que se encuentran, por no contar con un espacio para su cuidado.

Actualmente la fundación sin ánimo de lucro, Amor Animal, funciona arrendada en un predio de poco más de una hectárea de tierra, en el corregimiento Los Garzones de Montería, pero los propietarios del lugar ya solicitaron el desalojo de los animales, pues planean usar el espacio para otro tipo de actividades.

Lucía Argel, representante legal de la Fundación Amor Animal en Montería, aseguró que han solicitado un apoyo de la Gobernación de Córdoba y a la Alcaldía de Montería, pero hasta ahora sus peticiones no han recibido respuesta.

El 70 por ciento de los ejemplares han sido catalogados como animales de difícil adopción, pues son viejos, y presentan algún tipo de discapacidad.

“Cumplimos cuatro años de estar funcionando en este lugar, pero desde hace algunos meses nos pidieron que desalojáramos el espacio,  algo que no hemos podido hacer porque no tenemos dónde ubicar a los más de 300 perros que tenemos bajo nuestro cuidado”, indicó Argel.

Los representantes de la mencionada fundación se encuentran en medio de la incertidumbre al no contar con un nuevo predio que posea las características necesarias para la tenencia de los animales.

“Hemos pedido al gobernador Orlando Benítez que nos ayude con un predio que está desocupado, el antiguo Centro de Protección Juvenil, que es un sitio que cumple con todos los requerimientos de un albergue, está en la zona rural, lejos de la comunidad, y además está cercado para que los perros no se salgan”, dijo.

El lugar que han visualizado como factible está ubicado en el kilómetro 10, en la vía a Planeta Rica, pero aún no han recibido respuesta desde el Palacio de Naín.

“Hemos enviado cartas a la Gobernación, pero no nos han dado respuesta a pesar de que el antiguo Centro de Protección Juvenil está solo y requiere de personas que lo cuiden”, indicó.

De igual manera se les ha planteado acudir a los servicios del centro de Protección y Bienestar Animal de Montería, ubicado en la vereda Aguas Negras, pero el lugar no cuenta con el cupo suficiente para los más de 300 perros y gatos que buscan un techo.

“El actual Centro de Protección y Bienestar Animal sigue funcionando, pero eso es algo muy pequeño. Solamente tiene capacidad para 70 perros y creo que ya tienen ese tope, y allí al lado, hay un lote que es de la Alcaldía, pero es un lote que no tiene nada, está enmontado y eso así no nos sirve”, dijo.

Las directivas de la fundación sin ánimo de lucro han organizado jornadas de adopción, pero pocos perritos han logrado llegar a un nuevo hogar.

“La mayoría de  nuestros perros son perros que no son de fácil adopción, el 70 por ciento son perritos viejos, discapacitados, que le falta alguna de sus extremidades, o son tuertos. Hemos organizado jornadas de adopción pero no nos fue muy bien porque la mayoría de la gente busca a los cachorros”, explica.

A pesar de la renuencia de las personas a apadrinar un canino, a diario siguen llegando casos de maltrato, o abandono por parte de tenedores irresponsables.

“A diario seguimos rescatando animales y son perritos que vienen en muy mal estado. Especialmente en esta temporada de fin de año se incrementan los accidentes de caninos y felinos que son arrollados en las vías por el alto flujo de viajeros. También en esta temporada crece el estrés de los caninos y de los felinos por el uso de la pólvora,  hemos estado en los últimos días reportando casos de mascotas perdidas por causa de los estallidos que los desorientan, es algo impresionante”, manifestó.

Los gastos de las veterinarias también van por cuenta de la fundación, ya sea por causa de lesiones o por un chequeo de rutina previo al ingreso de los ejemplares al albergue.

“En medio de las urgencias, nos toca  buscar a nosotros con nuestros propios medios una clínica donde atiendan las 24 horas, que siempre son costosas. Eso  también nos preocupa mucho porque nuestras deudas veterinarias superan los $11 millones de pesos y en eso tampoco tenemos apoyo de las autoridades”, aseguró.

En esta temporada de vacaciones también han sido reportados varios casos de animales que han sido abandonados por sus propietarios que salieron de la ciudad.

“También se dan muchos casos de personas que han dejado abandonadas las mascotas, ahorita hubo el caso de una señora que tenía 20 gatos, nunca esterilizó a su gata, y esta parió, parió, parió y ya suman 20 felinos. A la señora la sacaron de donde estaba viviendo y no tiene forma de seguir manteniendo a los animalitos; entonces nos dice que si no los recibimos, los dejará en la calle. Eso es una situación difícil porque recibir 20 gatos en una sola mañana, dónde los metemos. Además cada rescate nos representa un costo, porque toca llevarlo a una revisión en la veterinaria y de allí en adelante la alimentación y todo lo que conlleva tenerlos en un ambiente sano”, puntualizó.

Fuente: elheraldo.co