Salieron a fumigar y un carro los mató: detalles del siniestro - La costeña 107.0 Montería | Tucostena.com

Breaking

sábado, 31 de julio de 2021

Salieron a fumigar y un carro los mató: detalles del siniestro


Luis Guillermo Babilonia Bertel, un trabajador de una empresa de fumigaciones de Montería, tenía la tarea de realizar una aspersión en un inmueble en la capital que debía realizar en horas de la noche, y por cumplir la orden de su jefe, un carro lo mató cuando se disponía a regresar a su casa en el corregimiento de Berásteguí en el barrio San Antonio.


Pero no solo la muerte lo sorprendió a él en la carretera frente a la Universidad San Martín, en la vía Montería-Cereté, sino a su amigo y vecino Emerson Daladier Gallego Anaya de 19 años. Luis Guillermo le había pedido el favor que lo acompañara para realizar en una motocicleta de placas GOX13F la vuelta en Montería y sufrieron la arrollada en la vía pasadas las 10:00 de la noche del jueves 29 de julio.


El siniestro ocurrió en la calle 77 #37-80, urbanización Sevilla, en sentido Montería-Cerete, lo que indica que lograron cumplir con la fumigación.


Cedulados en Cereté

Los dos fueron identificados con cédulas de ciudadanía expedidas en Cereté y al ser enterada las autoridades del fatal accidente, los cuerpos fueron hallados distantes uno de otro, lo que indica lo violento que fue el accidente.


Luis Babilonia era padre de dos hijos y su amigo y vecino era un joven que apenas iniciaba la vida y tenía una novia.


Testigos manifestaron que el carro que lo impactó siguió su marcha, y hasta allí se hablaba de un ‘carro fantasma’, pero posteriormente, según el comandante de la Policía Metropolitana, coronel Wilson Montenegro; en el CAI del barrio El Recreo se presentó un ciudadano que dijo haber estado involucrado en un accidente de tránsito donde habían perdido la vida dos personas.


Este medio logró establecer que pasaron más de tres horas para que el conductor del carro del siniestro de placas IUR- 450 modelo 2016, Eduardo Andrés Torres Sierra de 37 años, llegara a darle la cara a la justicia. Es decir, llegó pasadas las 2:00 de la madrugada a presentarse ante la Policía.


Dijo ser residente del barrio Palmar de Sevilla, es decir al norte de Montería, lo que indica que el impacto a los de la motocicleta habría sido por detrás y no de frente, cuando sobre la ciudad caía una pertinaz lluvia y transitar por el piso mojado era de sumo cuidado.


Los cuerpos de los fallecidos fueron inspeccionados y trasladados a Medicina Legal hasta donde llegaron familiares a tramitar la reclamación. La investigación por este siniestro que infló la cifra de muertos por accidente en lo que va del año en 149, apenas empieza.