Exhuman los restos del médico venezolano José Gregorio Hernández, futuro beato - La costeña 107.0 Montería | Tucostena.com

NOTICIAS

Full-Width Version (true/false)

martes, 27 de octubre de 2020

Exhuman los restos del médico venezolano José Gregorio Hernández, futuro beato



Los restos del médico venezolano José Gregorio Hernández, cuya beatificación fue autorizada por el papa Francisco y tiene miles de fervorosos devotos en América Latina, fueron exhumados este lunes en una ceremonia solemne celebrada en Caracas como parte de los requisitos exigidos por El Vaticano.


La ceremonia estuvo encabezada por el cardenal venezolano Baltazar Porras, quien dio la orden de sacar los restos del considerado «médico de los pobres», inhumado en 1975 en la céntrica iglesia de Nuestra Señora de La Candelaria de Caracas.


Mientras que se daba el proceso de exhumación había un gran número de devotos esperando a las afueras de la iglesia entre cantos y rezos.


El proceso de exhumación tiene dos momentos, extraen los restos de José Gregorio Hernández y luego de dos días de protocolos y exámenes para sacar las reliquias será clausurado el proceso el próximo sábado.


Luego de estos dos pasos, se mandará el expediente de todos los soportes a la santa sede del Vaticano para fijar la fecha de beatificación.


El Sepulcro fue abierto por albañiles previamente autorizados por la iglesia, quienes se encargaron de sacar el féretro en presencia del Tribunal Eclesiástico, notaria y el cardenal.


Con oraciones y cantos, se llevaron los restos hasta el altar donde se le rindió honores.


Por otra parte, el cardenal Porras, otorgó indulgencia plenaria a todos los presentes que estuviesen arrepentidos por sus faltas y pecados.


La exhumación es un requisito exigido por el Vaticano para constatar si allí está enterrado el futuro beato.


Luego de ello verificar que todo coincida con el acta que se redactó tras una primera exhumación en 1975, según detalló la Conferencia Episcopal Venezolana.


El milagro que lo llevó a su beatificación


El Papa Francisco ha reconocido uno de los milagros que se le atribuyen y se remonta al 15 de marzo de 2017.


Esto cuando la niña Yaxury Solórzano Ortega,  de 10 años, recibió un tiro en la cabeza durante un asalto a su padre.


Los médicos informaron a sus padres que iba a fallecer, su madre rezó a José Gregorio y Solórzano se curó, según la versión de los familiares.

INCREIBLES